LA TARTAMUDEZ

  1. LA TARTAMUDEZ
  • Concepto

La tartamudez no se refiere a una afección en la competencia lingüística, sino de la actuación lingüística del individuo. Actualmente, se busca reemplazar la palabra tartamudez por disfemia y al individuo que la padece disfémico, este nuevo concepto busca disuadir la connotación negativa e irónica de quien lo nombra.

  • Criterios

Este trastorno de la comunicación que se caracteriza por la alteración en fluidez de la secuencia lingüística del sujeto, en el ritmo y también en los tiempos del habla tiene establecido los criterios a continuación:

A Fluidez y organización temporal afectada teniendo en cuenta la edad del sujeto que se presentan frecuentemente por medio de estos signos:

Repetición de sílabas, sonidos prolongados, interjecciones, fragmentación en las frases, es decir, pausas en una misma palabra.  Pausas durante el habla como los bloqueos silenciosos, sustitución de otras palabras para evitar las que se le dificulta pronunciar, presencia de tensión física a la hora de hablar y las contínuas repeticiones de palabras con monosílabas (por ejemplo, eeella lla lla mmme vvve).Además de esto, se exige un criterio B en el cual la afección de fluidez interfiera tanto académico como laboralmente o simplemente en la comunicación en el ámbito social.Asimismo, el criterio C muestra una alteración sensitiva o motor del habla.

  • Definición en función de cuatro componentes
  • Interrupción en la fluidez: se refiere a repeticiones, prolongaciones, así como los bloqueos y pausas que resultan difíciles de manejar. Los gestos que acompañan al habla están distorsionados.
  • Estado emocional: la vergüenza, el miedo y la ansiedad o el sentimiento de inferioridad pueden ir acompañadas de reacciones de tipo fisiológico como la tensión muscular o el nivel cardiaco alto.
  • Componente cognitivo: este trastorno influye en la autoestima del paciente hasta llegar a considerarse incapaz de relacionarse con su entorno.
  • Componente comunicativo interpersonal: existe una alteración en la comunicación verbal y emocional entre el disfémico y las personas a quienes se dirige. Cabe resaltar, que la disfemia solo se presenta en la interacción con otro interlocutor.
  • Prevalencia

Existe precariedad en los estudios epidemiológicos, pero se ha evidenciado que la tasa de disfemia tiene mayor presencia en niños que adultos, específicamente en la etapa preescolar; aunque se muestran mejorías entre los 11 y 14 años y también de 19 a 22 años. Asimismo, la frecuencia en adultos es de un 1% y se dan en mayor proporción (de 5 a 1) en el sexo masculino que el femenino.

  • Teorías etiológicas

Existen numerosas teorías sobre el origen de la tartamudez, pero haremos una breve mención de ellas. La teoría conductual afirma que es aprendido, especialmente a partir de vivencias de condicionamiento directo. La teoría psicodinámica refiere que la personalidad perturbada proviene de un trauma psicológico inconsciente a corta edad. Las teorías perceptivas del habla afirman que muchos pacientes tartamudean cuando hablan pero no cuando cantan y además, suelen bloquearse menos cuando se oyen. Actualmente, se usa la teoría multifactorial y lo más llamativo de esta breve investigación es descubrir que la tartamudez no se cura, se mejora.

Referencias

Belloch, A., Bonifacio, S., & Francisco, R. (2008). Manual de psicopatología. Pag 267-268.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir